martes, 6 de mayo de 2014

Menopausia y Medicina Tradicional China

La menopausia es una época de transición normal en la vida de las mujeres que corresponde al final del ciclo de fertilidad y se manifiesta con importantes cambios hormonales. 



La medicina china ofrece tratamientos eficaces para contrarrestar los síntomas más intensos (sofocos, insomnio, sequedad vaginal, agitación, aumento de peso). En base a una evaluación precisa de los síntomas y del estado fisico-emocional y energético de cada mujer, se puede realizar una estrategia de tratamiento global al margen de la terapia de reemplazo hormonal estándar ofrecido por los ginecólogos y totalmente compatible con ella.

El tratamiento se basa en sesiones de acupuntura, combinaciones de plantas, sugerencias dietéticas y/o ejercicios de gimnasia energética específicos junto con recomendaciones en los hábitos de vida (dieta, ejercicios).

La medicina china es una de las mejores medicinas naturales integrales, ya que permite un abordaje global de los diferentes síntomas físicos y mental-emocionales interdependientes que la teoría de la médica china define como síndromes. Por lo tanto, una misma enfermedad en medicina convencional podrá corresponder a síndromes distintos en medicina china. Mientras que un médico puede optar por derivar a un paciente con una variedad de síntomas a dos o tres especialistas, en medicina china se comprende todos los síntomas juntos. De esta forma, el tratamiento del síndrome de desequilibrio permitirá una resolución individualizada.

La medicina china se basa primero en la prevención y puede detectar un desarreglo de forma precoz en base a sus métodos tradicionales de diagnóstico. Por ejemplo, durante la menopausia una persona puede describir la sensación de nudo en la garganta, suspiros incesantes, irritabilidad, frío en las manos y los pies o parte inferior del cuerpo, ansiedad. La mayoría de estos síntomas son clínicamente irrelevantes o poco significativos en medicina convencional en cambio dan una información valiosa sobre el tipo de desarreglo energético y presagian a veces de molestias más importantes.

Se puede tratar el desarreglo en un nivel más global y fundamental. Esto puede ser especialmente importante en el tratamiento de trastornos ginecológicos que muchos implican signos funcionales, emocionales.

La medicina china tiene una larga historia de éxitos en el tratamiento de trastornos ginecológicos, cada vez más ensayos clínicos avalan su eficacia, en especial en trastornos crónicos. En el caso de la menopausia, ofrece una respuesta eficaz en caso de los sofocos, sudoración, ansiedad, irritabilidad, estrés, insomnio, cansancio, depresión, sequedad vaginal, aumento de peso…
Los sintomas más comunes de la menopausia som
* Palpitaciones.
* Sofocos.
* Sudores fríos.
* Enrojecimiento de la piel.
* Insomnio.

Otros sintomas
* Disminución del intereres sexual.
* Mala memoria.
* Dolores de cabeza.
* Periodos menstruales irregulares.
* Cambios en el estado de ánimo incluyendo irritabilidad, depresión y ansiedad.
* Perdida de orina.
* Sequedad vaginal y relaciones sexuales dolorosas.
* Infecciones vaginales.
* Dolor articular.

La medicina china fortalece el organismo y favorece su capacidad de recuperación y ayuda a concienciar de la capacidad de cada uno de mantener su salud sin efectos secundarios.